domingo, septiembre 30, 2012

Remos

- Pascu, ¿vamos un día a remar? ¿al tigre? -me dice Pascu en un momento del fin de semana.
- ¿En un bote?
- Y...
- Pero yo no sé nadar.
- Y quedate arriba del bote.
- Pero..., ¿y si me caigo?
- Ponete un salvavidas. Dale, va a estar re bueno. ¡Remamos!
- Bastante la remo con vos, Pascu...
- ¡Qué hija de puta!

Read more...

sábado, septiembre 29, 2012

Pensando en todo

Mi hermana se niega a usar la ruedita para cortar pizzas, dice que es mejor con un cuchillo grande, pero todas, todas las veces, le marco que no está cortando en porciones exactas. Hoy se dio este diálogo mientras ella marcaba una pizza para entregar:
- Gorda, para vos, ¿cuánto es la mitad? ¿el 50%?
- Claro...
- Bueno, te aviso que no, que para vos, la proporción es... a ver... ponele un 60-40.
- Pero lo hago a propósito.
- ¿Ah, sí? Jodeme...
- Sí. ¿Mirá si alguien no tiene tanta hambre y quiere una porción chica? Bueno, yo hago porciones chicas para los que no tienen tanta hambre y porciones grandes para los hambrientos.
- Ah... todo un servicio a la humanidá.
- Sep.
- Igual, acá y en la china, la pizza se corta en octavos, sabelo.
- Shhhh...

Read more...

viernes, septiembre 28, 2012

Waltz # 1


Canción lacrimógena de la semana con Elliot Smith. Abajo la traducción.


El día oscurece
y lentamente desaparece.

A mi cabeza acuden
recuerdos de ti y de mí,
silenciosos y recurrentes.

Todas las cosas que dijimos
y las que no, se cubren
con lo que no hicimos
y lo que sí.

Cuando salíamos,
trataba de luchar con la rutina;
pero ahora ¿qué se supone
que quieres que diga?

Desde entonces
ya nunca abandono
mis dominios.

Los dos estamos solos,
cada quien en su sitio.

Ojalá nunca te hubiera conocido.

Read more...

Complot vegano

Durante casi diez años de mi vida no comí carne de vaca. Y todo porque mi madre tenía una vaca y una tarde mientras comíamos flor de asado en el patio la vi mirándome con esos ojos grandes, ojos de vaca, hermosos ojos oscurísimos y sentí que no, que no podía, que me estaba morfando a una Margarita (que así se llamaba el bicho) y no daba, viste?
Seguí comiendo pescado y pollo porque se ve que no me agarró uno a mirarme fijo, pero vaca no comí durante todo ese tiempo. Después se ve que la cosita se me fue y un día di el mal paso en uno de esos locales de hamburguesas y no paré.
Tengo un negocio ("lo sabe todo el mundo" diría Jhogo) y en él vendo, entre otras cosas, pollo al spiedo, empanadas de carne, milanesas, esas cosas que venden en una rotisería. Últimamente cada vez que agarro un pollo para prepararlo me da penita, me hago la idiota y sigo porque si comienzo a vender comida vegetariana por mi penita me cago de hambre (soy capitalista, sí), pero el colmo fue hoy. Hoy el mundo se complotó. Comenzó con mi hermana que dejó hirviendo unas lenguas para hacer a la vinagreta y me tocó a mí pelarlas. Elo (*). Pena. Mucha. ¡Estaba cocinando la lengua de una vaquita! ¡Tenía en mis manos la lengua de una vaquita! ¡Era de la vaquita y la tenía yo en mis manitos! ¡Oh Zeus! Asco, casi arcadas, que la pele mi hermana, yo no toco eso.
Pero no conformes, al ratito pongo a hervir unos huevos y cuál no sería mi sorpresa cuando, al pelarlos, encuentro dentro a dos pollitos bebés.
El colmo.
En casa tenemos gallinas. Comerse una gallina en casa es como comerse a uno de los perros, son mascotas, nos comemos sus huevos porque son un montón, pero nada más. ¡Tienen nombre las gallinas! ¡Las llamás y vienen! Son perros con plumas, eso son.
El mundo se complotó para hacerme vegetariana, que se sepa. Y lo está logrando.

(*) Elo es Elorror.

Read more...

jueves, septiembre 27, 2012

Lectura

Llego de la facu y entro por el patio de adelante. Bajo el sol, muy concentrada, mi hermana libro en mano.
Me mira. La miro.
Me doy vuelta y miro hacia la calle, miro mi casa, voy hasta el patio y veo si está Lily.
- ¿Qué hacés?
- Reviso que, efectivamente, ésta sea mi casa y no me haya equivocado.
- Idiota. ¿Viste? Yo también leo...
Miro el lomo del libro...
- Bue... Bucay. Ta bien, si ese hijo de puta te hace leer, está bien.

Read more...

miércoles, septiembre 26, 2012

Fuga y Misterio


Die 12 Cellisten der Berliner Philharmoniker tocando Fuga y Misterio de Piazzolla. Mueran del placer.

Read more...

You and I


Ingrid Michaelson. Enjoy!

Read more...

martes, septiembre 25, 2012

Ronquidos

Mañana en Salsipuedes.
- ¿Amor? - me dice ella.
- ¿Mmmm?
- Vas a tener que dejar de fumar.
- ¿Ronco?
- Como una morsa.
- Jajajaja! Ok.
La ventaja de que sea hipoacúsica es que escucha sólo la mitad de mis ronquidos.

Read more...

lunes, septiembre 24, 2012

Parte Nro.2 Salsipuedes

Ah... Una maravilla el complejo donde nos alojamos.
Cabañas Von Liss
Caminamos hasta el pueblo y ahí entendí lo de "salsipuedes", mientras bajábamos por unas calles de tierra sin una puta señal donde casi nos matamos más de una vez (porque está en la sierra, gente, todo es o para arriba o para abajo, pero nada de en posición horizontal) empecé a pensar (pero no lo dije en voz alta, no sea cosa que se espante mi compañera) que nos íbamos a tener que comprar un terrenito ahí porque yo no veía salida en ningún lado, a cada vueltita sentía que estaba en el mismísimo lugar que había dejado veinte minutos atrás. Mepa que caminamos en círculos un rato. Igual llegamos al pueblo y acá estoy, así que salir, salí.
Divino todo. Las cabañas un hermosor, la gente dos hermosores y mi sol y estrellas todos los hermosores juntos.
Hermoso fin de semana. 
Dejo una foto del lugar para que lo visiten.



Read more...

viernes, septiembre 21, 2012

Parte Nro.1 Córdoba capital

En Córdoba ahora.
La Turca duerme cual marmota después de habernos hablado todo, yo cocino y espero a Cris para cena de tres (ya tomamos mates de a tres también y decidimos repetir).
Hermoso día, hermosa tarde, hermoso Córdoba por donde se lo mire.
Flavia me hizo el tour turístico por su ciudad y terminamos tomando mates en un parque. De pava no llevé la cámara (¡la próxima, Fla!).
Mañana prestas a marcharnos para Río Ceballos después de una tarde de medio pelearme con la gente de la cabaña porque parece que no había quedado clara la fecha de mi llegada.
Feliz.

Y con acento cordobés, la puta madre.

Read more...

jueves, septiembre 20, 2012

Mil

Y esta es la entrada número 1.000.
Sí, mil.
Y en mil entradas ha pasado de todo. Amé, perdí, gané, sufrí, reí, volví a amar y así.
Dos años, ocho meses y diecisiete días me dice blogger y le vamos a creer. En ese tiempo han pasado por aquí varios personajes, algunos hermosos y otros nefastos, una de cal y otra de arena. En general esa gente tiene etiqueta en la categoría "gente" (los nefastos también, la verdad sea dicha, sobre todo porque esa cualidad fue descubierta al final).
Hacer un balance de mi vida bloggeril resultaría un poco tedioso, que baste decir que el resultado da positivo y que la gente que me acompaña y que salió de este lugarcito que es un poco también mi casa, dejó hace rato de ser virtual.
La primera de todas es Manatee, que la arrastro de otro blog anterior y que es la única que me llama "Bas" en todo el mundo mundial. Hay que tener aguante, eh? para bancarse tanto, digo. Lo bueno de la amiga Mana es que como fue la primera que conocí, la primera que pasó de la virtualidad a la realidad, y como resultó ser un bombón (intocable, pero bombón al fin), dio pie al incentivo de otros muchos encuentros (ahora que lo pienso vos tenés la culpa de todo, querida).
A Karito también la voy a nombrar porque si no fue la primera, fue la segunda (o, maybe, la tercera) que conocí y a quién también arrastro del otro blog. Karito es una sorpresa tras otra en ese metro cincuenta mínimo que tiene (y ahora me putea) y son todas lindas aunque a veces la quiera zamarrear.
Nadim (la mejor fotógrafa de todos los tiempos, vayan, vean y verán que no miento, entre otras cosas que fue, es y será por los siglos de los siglos amén), Flavita (que ahora se le canta firmar "la eX" aunque técnicamente no sea mi ex) y Guillermo son los que completan el círculo, pequeño, pero lindo, de lo virtual que terminó siendo real. Tan real como se puede con algunas distancias.
Gente que pasó y quedó. Hubieron otros que pasaron, caminaron un ratito y siguieron, y fue mejor así.
Los demás son amigos que ya estaban de antes: Mónica y sus cantitos a la mañana (¿nunca lo conté?, a veces, cuando duermo en su casa, se levanta y me despierta cantando "buen día, buen díaaaaa, bueeen díaaaa"), Gabito que es un sol (con la luna en virgo, diría ella, o algo así), Pascu que es mi cable a tierra (mi amor, mi cómplice y todo. Pascu: hasta Chascomús ida y vuelta, infinitas veces), Marga que está pachucha y mis otros amigos, los de la sangre, mis hermanos, mi sobri, mis perras (aunque Emma no esté).
La nueva incorporación es Cris, mi sol y estrellas, otra lectora tan ávida como yo, que canta lindo, habla lindo y tiene el don del abrazo con el que nos vamos a llenar de plata si lo comercializamos, veremos cómo se escribe este capítulo y si en la entrada número dos mil todavía anda por estos lares.
En números es positivo. En emociones también. Pasó de todo y todavía estoy acá. ¿Seguimos hasta la 1500?

Read more...

Técnicamente

Visto acá.

Read more...

miércoles, septiembre 19, 2012

Para llevarte a vivir


Juan Quintero.  Ahhh... lo amo.
"De lo dicho sin pensar, de lo que callo y no digo, de las cosas por pasar, de las trampas del azar, de las cartas del destino... tengo un lápiz colorado en un librito guardado para escribirlo contigo."

Read more...

Más que el Royal

Pao dice:
 Una pregunta indiscreta, ¿puedo? Quiero saber si te perdimos para siempre... ¿estás de novia con un chico?
Gabriela dice:
 Juuuuuaaaaaaaaaa! ¿De dónde sacaste semejante pavada?
Pao dice:
 No sé, me pareció..., ¿por qué es tan improbable? Sos medio rarita vos.
Gabriela dice:
 Es muy muy muy muy improbable.
Pao dice:
 Harta de las mujeres..., en fin..., que te dejen hecha pelota, hijas de puta.
Gabriela dice:
 Harta de las mujeres es verdad, pero una cosa es el hartazgo y otra la heterosexualidad.
Pao dice:
 Y no sé hasta donde puede llegar el dolor..., o el cansancio.
Gabriela dice:
 Hasta ahí no llega. ¡Ya me querías sacar los fueros torteriles!

Read more...

Pensamiento gallináceo

Venía pensando. En muchas cosas, claro. Ojalá tuviera la capacidad de concentrarme en una sola cosa, pero lo cierto es que tengo pensamiento gallináceo. Pensamiento gallináceo es pensar de la misma manera en que comen las gallinas, ¿las vieron?, escarban acá, allá, agarran una semilla del montón, después otra de más allá, después prefieren un gusanito o un pastito particularmente vistoso..., bueno, así pienso yo, una cosa lleva a la otra y resulta que comienzo con la resolución de un problema de trigonometría y termino con la mejor manera de armar un acuario plantado. Y no tengo la más mínima idea de cómo llegué de acá a allá.
[...cada silencio en tu boca parece la muerte...]
Pascu tenía (y tiene) el don de seguir los hilos de pensamiento. Yo no he podido jamás. Aunque tampoco me lo he propuesto, la verdad sea dicha, pero igual creo que no podría aunque quisiera, creo que acabaría enredada en los hilitos esos y después ya ni sabría qué estaba buscando, y, enreadada así como estoy, probablemente encuentre un hilito interesante y me quede mirándolo. Pascu también dice que soy un compendio de datos inútiles.
El día hoy está tan raro como yo. Y eso que soy rara como caballo verde, según dicen por ahí.
Habría que corregir esa frase, ahora que lo pienso, un caballo verde no sería sólamente raro sino también improbable, a no ser que lo tiñiérarmos y entonces podría ser tanto verde como fuxia. Y eso no tiene nada de raro, pero supongo que la frase fue acuñada cuando nadie pensaba en la posibilidad de teñir a un caballo, o sea, antes de la tintura, o sea... ¡hey! ya los egipcios tenían tinturas..., entonces no, ¿entonces cuándo?, no sé, ¿importa?, no. La cosa es que el día está raro, hay viento, a veces llueve, a veces para de llover y de soplar, por momentos hace frío y por momentos no. Yo también estoy rara. Más de lo normal, digo. Físicamente rara porque por momentos me duele la panza y por momentos no, por momentos siento como si una legión de hormigas me colonizara y por momentos me tiro a leer y no pienso en nada más que en Brienne siendo atacada por una horda de hombres quebrados. Los hombres quebrados son unos que ya no tienen nada que perder, según dice un septón que ni me acuerdo el nombre, uno que fue caballero y al que dieron por muerto en una batalla cuyo nombre tampoco recuerdo.
Físicamente rara, decía. Intelectualmente rara... mmmm... bueno, no más que de costumbre. Me pasé parte de la noche de ayer leyendo poemas escritos por alguien que quiero. Lindo y raro. Todo es raro, carajo. Raro porque es como meterse de puntitas de pie en una casa ajena a espiar a otro, no? Me dio como vergüenza en un punto. Sin embargo, lo cierto es que estoy leyendo blogs todo el tiempo y todo el tiempo leo cosas que escribe otra gente y no me da vergüenza. Vergüenza es esa sensación de saber que estamos haciendo algo que no deberíamos estar haciendo y saber además que no podemos parar de hacerlo.
Y emocionalmente rara también. Contenta, con dudas, con miedos, con alegría, con ilusiones y con una mano en el freno de mano, por las dudas, viste?. Un cóctel de sensaciones a las que no puedo dar nombre y a las que no sé si me interesa dar nombre ahora.
Colgada. Colgadísima. Me olvido de nombres, de fechas, de pagar el teléfono. Me olvido de poner el despertador para ir a la facu y me puteo cuando abro un ojo a las nueve. Con doscientas mil cosas pendientes y yo acá sentada fumando un cigarrillo lo más puta bajando más e-books de los que voy a poder leer, comprando más libros de los que entran en la biblioteca, amontonando papeles del negocio que necesito procesar. Y pensando, claro.
[... cada silencio en tu boca parece la muerte...]
En mi escritorio conviven pilas de libros por procesar, papeles con cuentas, paquetes de galletitas, una taza con restos de café, paquetes de cigarrillos vacíos y llenos, apuntes de la facultad, más encendedores de los que uso, cables, pilas, una tableta de aspirinas, un cenicero que desborda...
Quizás tiene que ver con eso, justamente, con un desborde. Hay cosas que me desbordan, situaciones, emociones. Tengo un desorden importante. En mi casa primero, pero no es el único.
Ordeno entonces. Mi casa como primer paso, a ver si resulta que así se empieza y que el orden de mi casa da pie al orden en otros lugares.
Allá vamos.

Read more...

Chiche

Para Germán: Un e-reader.


Chiche nuevo.

Read more...

lunes, septiembre 17, 2012

Finde

Para Germán: Lugarcito que alquilé en Río Ceballos, Córdoba, cerquita de Salsipuedes.

Y acá me voy el finde largo... ¿no es lindo?

Read more...

Amapola


Hermosa versión de Juan Quintero y Luna Monti de "Amapola". Disfruten.

P.D.
¡Moni! ¡Saquemos esta!

Read more...

Decálogo laboral

Tengo un comercio pequeño como todos saben, así que acá va el decálogo de las cosas que, como cliente, no debés decir al menos en mi negocio, a no ser que estés preparado para la respuesta.

1.-  ¿Es fresco?
No. Al pollo lo mataron más o menos hace dos meses, después estuvo congelado ni sé cuánto tiempo, y andá a saber si respetaron la cadena de frío, hasta llegar acá y en particular éste que te estás llevando lo cociné hace cuatro semanas y te lo calenté sólo porque no me gustaba tu cara y preferí dártelo a vos antes que a mi perra porque a ver si le cae mal. ¿Qué se supone que voy a decirte ante esa pregunta? ¡Claro, señor/a, lo acabamos de asesinar recién! Bobo.
2.- ¿Tenés pizza?
Eh..., sí, es una rotisería. 
3.- ¿Qué variedades tenés?
Todas las que dicen los carteles, ¿querés que te los lea?, no tengo problemas, eh?, total estoy al re pedo...
4.- ...
Ah, no. Si no estás decidido, volvé a tu casa, pensalo bien y después, cuando tengas una mínima idea formada de lo que querés comer, vení que te tomo un pedido. Pero si tenés dudas existenciales y vas a tardar quince minutos en decidir, mientras yo me quedo delante tuyo mirándote leer todos y cada uno de los carteles, entonces asumí las consecuencias.
5.- ¿Está bien cocido?
No. Lo doro por afuera nomás y lo dejo crudo por adentro porque me gusta hacer bromitas.
6.- Dame dos porciones de $ 5, ¿cuánto sería?
$ 42, 50.- 
7.- ¿Qué hace una chica linda como vos atendiendo un negocio?
En realidad soy una millonaria excéntrica que quiere ver de qué manera se comporta la plebe. Con vos acabo de descubrir que un gran porcentaje está conformado por pajeros que trocaron neuronas por espermatozoides, ¿vas a llevar algo o querés que te cuente mi vida personal?
8.- ¿Qué hacés cuándo salís de acá?
¿En serio querés que te cuente eso? Bueno, pero no digas nada... Cuando salgo de acá me pongo una capa y me convierto en Batman. Sí, I'm Batman, seguro pensaste que era un hombre, no? Tengo el batimovil estacionado abajo del horno pizzero. Después vuelvo y me tiro a dormir una siesta. ¿Puedo confiar en que vas a guardar el secreto, no?
9.- ¿Me vendés medio pollo?
Sin ningún problema, pero primero vas y me conseguís al otro que quiera comprar el otro medio pollo y vienen los dos juntitos, dale?
10.- Quiero dos pollos, pero tengo para pagarte uno.
¡Qué suerte! Yo sólo tengo uno para venderte. ¡Alcoyana-Alcoyana!

Read more...

jueves, septiembre 13, 2012

La llave


Amamos a Abelito. Todas las veces.

"Vas a verme llegar, vas a oir mi canción, vas a entrar sin pedirme la llave, la distancia y el tiempo no saben la falta que le haces a mi corazón"

Read more...

miércoles, septiembre 12, 2012

Flowers in the window


Regalito para Cris.

"Theres is no reason to feel bad, but there are many seasons to feel glad, sad, mad, its just a bunch of feelings that we have to hold but I am here to help you with the load."

Read more...

martes, septiembre 11, 2012

Igual

Gabriela dice:

 Felicitame porque me fue re bien en el parcial de inglés.
Pascu dice:
 ¡Felicitaciones! ¡Te felicito, Pascu! Te quiero porque sos inteligente.
Gabriela dice:
 ¡No! ¡Porque soy inteligente no! Me querés porque soy linda.
Pascu dice:
 Ahhh..., cierto. Pero inteligente y linda garpa. Sos más linda que inteligente igual.
Gabriela dice:
 ¡Mala!
Pascu dice:
 Jajajaja! Bueno, al revés entonces.
Gabriela dice:
 ¡No! ¡Igual!
Pascu dice:
 Jajajaja!
Gabriela dice:
 ¬¬

Read more...

Salvador


"Vengo de Chile, un país pequeño pero donde hoy cualquier ciudadano es libre de expresarse como mejor prefiera, de irrestricta tolerancia cultural, religiosa e ideológica, donde la discriminación racial no tiene cabida...
 La voluntad democrática de nuestro pueblo ha asumido el desafío de impulsar el proceso revolucionario dentro de los marcos del Estado de Derechos, altamente institucionalizado, que ha sido flexible a los cambios y que hoy está frente a la necesidad de ajustarse a la nueva realidad socioeconómica... 
Señores delegados: yo acuso ante la conciencia del mundo, a la ITT, de pretender provocar en mi patria una guerra civil. 
Esto es lo que nosotros calificamos de acción imperialista."

(palabras de Salvador Allende ante la Asamblea de las Naciones Unidas en 1973)


A 39 años de su asesinato.

Read more...

lunes, septiembre 10, 2012

Jon dixit

"Sólo sé que no sé nada"

Jon Nieve

Read more...

Prudencia

- Porque..., ¿viste que faltan algunas palabra en nuestro idioma, no? -le digo a mi psi.
- Ah, ¿sí? ¿Cómo por ejemplo?
- Como cuando estás enamorada, por ejemplo, o ilusionada si te gusta más. ¿Qué es lo primero que te sale decir?: "te amo". Y no es eso, es otra cosa.
- A ver...
- Claro, una "ama" cuando ama, Mariana. Es una palabra grande esa y está bastardeada por el abuso, no está bueno andar tirándola así como así, pero es que no hay otra... ¿qué decís? ¡no hay otro verbo!
- Podés no decir nada también.
- Claro, y ahí vamos... Claro que se puede no decir nada, lo que pasa es que a veces desborda y una necesita comunicar eso que nos desborda.
- ¿Y entonces?
- Y entonces..., nada, miedo. Miedo, pero mudita, eh?
- ¿Y por qué?
- Porque..., por lo del sostén. Es fácil abrir la boca y que te salgan dos mil pavadas, lo difícil es sostener lo dicho. Y estoy harta del no sostén.
- Bueno, pero no viene mal un poco de prudencia, no?
- No, claro que no.

Read more...

viernes, septiembre 07, 2012

4 cuestiones culinarias...

...para las que no deberían existir opciones porque es al dope.

1.- El yogur. 
El yogur que se precie de llamarse así tiene que ser firme y de vainilla. Nada de esas mariconadas todas mezcladas con cosas raras. Nada de cremix, ni copitos, ni chispitas de chocolates ni gustos raros como la frutilla. El yogur es de vainilla, señores, está escrito en el libro ese que bajó Moisés de la montaña esa que no me acuerdo el nombre, lo dice clarito. Y firme. Firme quiere decir que si yo agarro y meto una cuchara para extraer del dichoso potecito un cacho de yogur, no se me derrama por los costados sino que mantiene su integridad hasta que me lo lastro, tamos? Si querés ponerle nueces, primero sos un asqueroso, pero si todavía persistís en tu asquerosidad, vas, te las comprás, las pelás y se las ponés en tu casita sin que nadie te vea cometer dicho crimen. A la venta uno solo: firme y de vainilla.
2.- El chocolate. 
Aceptamos chocolate con almendras y con mani, ponele. Aceptamos que sea aireado, amargo, con leche o semiamargo. Hasta ahí ya nos parecen muchas opciones, pero somos tolerantes. Lo que de ningunísima manera aceptamos son esas mezclas infames que hacen de chocolate relleno de "yogur de frutillas", ¿quién fue el hijo de puta? ¿eh? Esas cosas no se hacen. Primero porque, como ya dejamos claro, el yogur de frutilla no debería existir y, segundo porque su mezcla con el chocolate es un delito que en mi escala de valores merece patíbulo directo. Al inventor de esa afrenta hay que ajusticiarlo. He dicho.
3.- Las bebidas colas.
Bebida cola hay una: pepsi. Su contrapartida, coca, sólo es aceptable para acompañar al fernet. Y toda su prole dietética (tanto de la pepsi como de la coca) debe ser eliminada del mercado de forma inmediata. En principio porque, en un estudio de mercado que hizo recientemente la Universidad de Massachusetts, se verificó que todo aquel que consume coca light, por ejemplo, consume al mismo tiempo un big mac con papas gigantes y todo tipo de aderezos, lo que, por sí mismo, es un oxímoron. Pepsi resume lo bueno de la vida y más. Si consumís pepsi no estás mintiéndote a vos mismo cuando la acompañás con un tostado ni cuando es con un big stacker cuádruple. Coca cola en cambio, ¿vieron las propagandas?, ¿alguien es capaz de explicarme qué significa "ser así"?, ¿así cómo? Por eso sólo deberían multarla, apología del desconcierto hacen.
4.- La guarnición de las milanesas.
Y esto lo sabemos todos. La única guarnición posible para una milanesa es una papa. O bien en su formato más conocido: puré. O bien en su variante: fritas. Si pikachu hubiera querido que coma pasto me hubiera hecho rumiante. Las mariconadas de las "ensaladitas" se aceptan sólo como acompañamiento de un buen asado y sí y sólo sí hay, como mínimo, tres variedades, una de las cuales lleve papa. Además comer ensalada con carne nos parece una redundancia: la vaca ya comió pasto para formar esa carne que estamos comiendo, tamos?

Y no se me ocurre ninguna más, pero seguro a ustedes sí.

Read more...

jueves, septiembre 06, 2012

La bella y la bestia

Este siempre fue uno de mis cuentos favoritos, a ver si nos sale hacerlo pelota.
Primero, como siempre, un resumen:  Era un padre con seis hijos, tres mujeres y tres varones, rico. De sus tres hijas la más bella era la menor y también la más buena, las otras eran orgullosas y vanidosas y envidiaban la belleza de Bella, que así la llamaban todos. El padre pierde su fortuna y tiene que trasladarse al campo, sus dos hijas mayores se enojan, pero Bella acepta paciente y trabaja para complacer al padre. En un viaje el padre se pierde y termina en un castillo que gobierna una Bestia, queda ahí encerrado por robar una rosa y la Bestia acepta que se vaya siempre y cuando traiga a una de sus hijas en su lugar. El padre va, con riquezas que la Bestia le había dado y Bella viene en su lugar. Mientras está en el castillo, la Bestia la cubre de comodidades y poco a poco se van haciendo amigos. Todas las noches la Bestia le pregunta a Bella si quiere ser su esposa y todas las noches ella dice que no. Un día, luego de tres meses, la Bestia le pide que le prometa que nunca se irá de allí y Bella dice que sí, pero que quiere ver a su padre enfermo por última vez. La Bestia lo concede y le da ocho días, diciendo que si no vuelve en ese plazo él morirá de tristeza. Bella va y, ya en casa de su padre, sus hermanas, casadas ellas, la envidian mucho por lo feliz que Bella es en el castillo y deciden hacer que se quede más días con la idea de que la Bestia se enoje y se la lastre. Bella está en la casa de su padre por diez días hasta que tiene un sueño en el que la Bestia está muriendo, entonces regresa. Lo encuentra en el jardín, desmayado, lo besa y le dice que se equivocó, que pensó que sólo los unía una amistad cuando en realidad lo quería y que se había dado cuenta ahora al pensar en perderlo. Acto seguido la Bestia se transforma en flor de príncipe. Se casan y son felices y comen perdices.

Ay, odio tener que desmitificar este cuento, pero ahí vamos:

En principio no entiendo cómo es que un hombre acaudalado pierde todo de un día para el otro. Andá a saber, por ahí jugaba en la bolsa y tuvo un mal dato, por ahí era jugador empedernido y pedió todo en el casino, no sabemos, el punto es que el padre, viudo asumimos porque jamás nombran a una madre, lo pierde todo. 
Tuvo seis hijos porque no había televisión en esa época. De los seis, a las dos hijas mayores las debería haber matado de pequeñas porque no servían ni para espiar. Parece ser que, mientras tenían plata, muchos caballeros quisieron casarse con ellas, pero ellas, agrandadas como eran, no aceptaron las ofertas porque querían a un noble como esposo. Como si la noble cuna garantizara algo. Como corresponde, ni bien perdieron la fortuna no se les acercó ni en mono... 
Pero no sólo eran flor de conchuditas éstas dos, sino que, además, marcaban un gran contraste con la menor. Parece ser que toda cualidad que les faltaba a estas dos paspadas, la tenía Bella. Tarde al reparto llegaron.
En un punto les entiendo la envidia. El mundo ya le dice "Bella" a mi hermanita menor y no sólo que es bella sino, además, amable, servicial y un conjunto de cualidades que no puedo ni empezar a enumerar... ¡Pará, loca! ¡Todas las tenés! Parece ser que a Bella también le había propuesto matrimonio unas cuantas veces, pero ella no aceptó diciendo, primero que era joven y, luego, que quería acompañar a su padre en la desgracia. Mmmmm... dejemos este punto acá por el momento.
Mientras son pobres otra vez quien se encarga de todo trabajo hogareño es, claro, como no podía ser de otra manera, Bella. Esta cosa de poner siempre toda cualidad en una, la dicotomía de "para una, todo, y para el resto, nada", o son buenos o son unos hijos de puta, o son generosos o el colmo del egoísmo, en los cuentos infantiles no hay términos medios ni grises. 
Entonces, decíamos, Bella hacía toda limpieza de la casa mientras sus hermanas no hacían un soto. O sea,  hablando mal y pronto, era la sirvienta. O sea, otra vez, habrá sido muy buena muy buena, pero también era flor de boluda. Mirá si yo, querida, voy a hacer todo mientras vos te la pasás boludeando, ¿quién te creés que sos, la reina de corazones? Pero como toda la bondad del mundo (y la idiotez) estaba rejuntada en Bella, ni se quejaba.
El padre: un nabo. Autoridad, querido, ¿para qué sos el padre? Las agarrás a las otras dos y las mandás a laburar. Pero no, como todo tipo, es un pollerudo del orto que prefirió que su hija menor se las arregle sola con esas dos arpías (acá me salió la torta talibán, sepan disculpar) a tener que abrir la boca para expresar su descontento.
Bue, la cosa es que el padre ve la oportunidad de recuperar en algo sus riquezas y parte en un viaje de negocios. Sus dos hijas, con los ojitos con el signo pesos, le piden regalos caros, Bella, obvio, una rosa (en este punto ya estoy haciendo causa común con las dos hermanas y queriendo agarrarla a patadas).
El padre parte y vuelve, pero a la vuelta se pierde en medio de una tormenta (lugar común siempre de los siempres) y termina en un castillo en el diome del bosque. Entra y no hay nadie, pero tiene la mesa puesta para uno. Se calienta en el fuego y come. Recorre el castillo y no encuentra a nadie, pero encuentra una habitación con una cama preparada y duerme ahí. O sea, hace allanamiento de hogar. Igual qué valiente el tipo, no?, porque donde yo encuentro un castillo sin nadie y comida y cama preparada me voy a la mierda así afuera se desate un tsunami porque seguro seguro que hay gato encerrado ahí.
Y había nomás, no gato, pero si Bestia. A la mañana siguiente el padre se va, pero al pasar por los jardines del castillo corta una rosa para Bella y ahí nomás se pudrió todo. Sale la Bestia hecha una furia diciendo que por robarle una rosa el tipo merece morir (la Bestia era un jardinero muy muy obsesivo). Es decir, te podés comer mi comida, dormir en mi cama, entrar sin permiso, pero donde me cortés las flores vas muerto, pibe. No entiendo su escala de valores.
El padre suplica por piedad y le explica que esa flor era para su hija menor. La Bestia lo deja ir con la condición de que lleve a una de sus hijas a morir por él. El padre acepta y vuelve a su casa. En realidad en el cuento dice que él no iba a llevar a ninguna de sus hijas (yo habría llevado a dos, mirá) sino que volvía a despedirse y pensaba regresar él nomás, y todo en el marco de una promesa, me mata el colmo del honor de empeñar la palabra y cumplir, ojalá sucediera en la vida real, pero no, ilusas, sólo en los cuentos. 
Y regresó a su casa cargado de riquezas que la Bestia le había dado (aunque todos sabemos que no fue de puro altruista sino que le compró a la hija, obvio). Cuando el padre cuenta lo que sucedió, Bella quiere ir en su lugar, discuten, pero el padre acepta.
¡Qué hijo de puta, no?! Digo, tu mejor hija, la más linda, las más buena, la única que labura quiere ir en tu lugar en el colmo de la bondad que no le creemos nada y, ¿vos aceptás? ¿Dónde quedó el viejo concepto de "los padres protegen a los hijos"? Acá no, evidentemente.
Bella viaja al castillo y se encuentra con la Bestia, que le da miedo, claro, porque es feo. ¡Porque es feo!, ¿mentendés? Nada más que porque es feo. Ahí vemos que a la Bella esta le faltó la cualidad de ver a alguien por lo que tiene adentro. Superficial del orto. Pero, con el correr del tiempo, subsana este error y resulta que hasta es simpático y todo el Bestia éste. La llena de regalos, es feliz en el puto castillo, las tiene todas (y sus hermanas se deben estar queriendo cortar las... trenzas), pero, el único problemita es que la Bestia todos las noches le pregunta si quiere ser su esposa. Y claro, será Bella pero no idiota y sabe que si se casa con la Bestia después va a tener cachorritos y le parece que bastante con los pelos del gato en todos los sillones como para además agregarle otro trabajo más.
Y ni hablar de la noche de bodas. Una Bestia de ese tamaño debe ser toda... mmm... grande. Obvio, da miedito (el tamaño importa Bella, andá sabiéndolo desde ahora, y te lo digo desde toda mi tortez, eh?).
Todas las noches Bella le dice que no, que sólo son amigos. ¡Histérica! ¿A quién se le ocurre que sólo son amigos, eh? La pasás bien, te divertís, el tipo te da todo lo que se te antoja, sos feliz... ahhhh... elo rror, Bella es flor de ciega, eso pasa, y superficial, ya lo habíamos dicho.
Bue, una de esas noches ella pide ver a su padre y la Bestia se lo concede con la condición de que vuelva a los ocho días o él se va a morir. Y así se lo dijo nomás: "me voy a morir". Nada de "voy a sufrir mucho, te voy a extrañar, voy a mirar tu foto cada veinte segundos y a revisar tu facebook todo el día", no, "me voy a morir". Mucha presión, varón.
Ella acepta. Cuando llega todo es la felicidá ja ja ja ja, menos para sus hermanas que ya están casadas y son dos marmotas infelices como corresponde. Y cuando Bella les cuenta de su felicidad se mueren de la envidia y creen que si la hacen quedarse más días la Bestia se va a enojar y se la va a comer como era su intención primera. Y acá nos ahorramos la similitud de la palabra comer con coger, ok? Porque somos unas damas y las damas no decimos algunas cosas (las pensamos, pero no las decimos).
Bella se queda diez días. O sea, para que no hagan cuentas, se pasa dos días del plazo. En esos dos días se da cuenta de que extraña a la Bestia, y sí, paspada, te acabo de marcar que no ves lo que no querés ver. Y tiene un sueño donde la Bestia, efectivamente, se muere y corre al castillo nuevamente y sí, está medio muerto el bicho peludo.
Se da cuenta de que, en realidad, lo ama cuando está a punto de perderlo (como todas, como todas, ahhh... las mujeres son todas iguales) y le dice que quiere casarse con él y tener una camada de cachorritos de ojos grandes y toda la bola. Automáticamente se rompe un encantamiento y resulta que la Bestia era un príncipe más lindo que Brad y que ella ahora es la reina y bla bla bla.
Viene un hada, porque no hay cuento que esté completo sin un hada, y condena a sus hermanas malvadas a ser estatuas en las puertas del castillo hasta que se arrepientan de lo malas que fueron (es decir, nunca) y Bella y Bestia se casan y son felices y comen perdices.

Fui muy buena porque me encanta este cuento, pero acá va lo que yo pienso:
Yo creo que ésta Bella es la misma que la Bella aquella que se la pasó durmiendo cien años en el otro cuento del que hablamos antes. Y Que, como la obligaron a casarse a los dieciséis con el pavo del príncipe que la despertó, se divorció al año siguiente argumentando incompatibilidad de caracteres. Y volvió con un escudero de su padre, el rey, que había caído en desgracia para pasar desapercibida y evitare la vergüenza de ser "la divorciada". Y creo, además, que en el año que duró su matrimonio se dio cuenta de que la belleza no lo es todo y que su marido era muy lindo muy lindo, pero también pasaba demasiado tiempo frente al espejo y maquillándose tanto o más que ella. Se peleaban por los vestidos y el colmo fue cuando lo encontró con sus enaguas depilándose la entrepierna y dijo hasta acá llegué. 
Bella sabía lo de la Bestia y se dijo que ahora quería un hombre como dios y la iglesia mandan, uno con pelo en pecho (pero se le fue la mano) y que le de todo lo que quiere galante y sexualmente. Entonces armó todo el plan en complicidad con el que llamaba su padre para conocer a la Bestia y enamorarla, obvio. Y Bella , que sabía de sus encantos, los usó todos y cada uno para lograr su cometido, no por nada le decían Bella. La pobre Bestia cae rendida a sus pies y listo, se rompe el encantamiento, el príncipe es bello, pero agradecido, le tiene ganas y todos felices.
La moraleja es la de siempre, la del principito: lo esencial es invisible a los ojos.
Amamos a la Bestia, que se sepa.

Para Germán: Los protagonistas de una seria que se llamaba "La bella y la bestia". Yo amaba a Vincent.
Sus opiniones en el cosito ese que dice "comentar".

Read more...

miércoles, septiembre 05, 2012

Mañana


¿Sabés qué día es hoy?
Hoy es mañana.


(The groundhog day - 1993)

Read more...

martes, septiembre 04, 2012

Dulzura distante


Feliz día, Pascu.
(¿renovamos por ocho años más?)

Read more...

lunes, septiembre 03, 2012

¿Repostero?

- ¡Ga! -me llama Franco desde el patio.
- ¡Eu!
- ¿Querés? -abre la ventana y me muestra flor de porción de bizcochuelo de chocolate.
- ¡Sí! ¿Quién hizo?
Me mira.
- Vos no fuiste, mentiroso.
- ¿Y quién va a ser?
- Mamá...
- No, fui yo.
- Mentiroso -y, mientras, agarro la porción y ya tengo la mitad en la boca.
- Mamá me dijo que bata tres huevos y le agregue el polvito y leche y lo mezcle todo re bien y lo meta al horno.
- Vos no fuiste.
- Bueno, fijate.
Y se fue dejándome con la intriga si semejante bizcochuelazo lo hizo él nomás. Pero si lo hizo él, ya ya ya estoy mandándolo a estudiar repostería porque ¡si lo vieran! ¡es perfecto!

Read more...

Tierra colorada


La música es un puente siempre. No toda la música, claro, sino la que nos conmueve, y el Chango nos conmueve siempre. Bienvenidos los puentes entonces.

Read more...

Lile

Estoy en el campus de la facu esperando para entrar a una clase, como llegué demasiado temprano me quedo sentada en el pastito, todavía no llegó nadie y por este sector ésta es la única aula, así que estoy sola. Espero a Lile. Lile es mi compañero, me atrae un poco, un poco mucho, pero me hago bien la boluda. Lile es como Samwell Tarly o como yo imagino que Sam es. Tiene un jean azul, zapatillas topper blancas y viejas, remera negra y una especie de campera o buzo gris (no, no está vestido de negro como corresponde a un hermano juramentado de la Guardia de la Noche).
Lile llega y se sienta en el pastito conmigo, yo aprovecho y pongo mi cabeza sobre sus piernas. Empieza a llegar gente que se va acomodando por ahí. Lile no tiene idea de lo que me pasa, o sí, pero no sabe qué hacer con eso. Hablamos de las clases, tenemos matemática ahora y estamos hablando de la forma en que resolvimos unos ejercicios.
Saco un paquete de cigarrillos y me dispongo a prender uno. Se acerca una chica, un tortón patrio medio rubiota y sumamente masculina, que me ofrece fuego. La miro con mi encendedor en la mano y le digo que no, que gracias, que ya tengo, me hace un gesto de "qué se le va a hacer" y vuelve con su grupo de amigas.
Lile se levanta y va hacia el kiosco por una pepsi. En el camino hacia acá esas chicas le dicen algo, él asiente y vuelve. Se sienta, me vuelvo a acomodar sobre sus piernas.
- Esa chica que vino recién me preguntó si eras mi novia -me dice.
- ¿Y vos qué le dijiste?
- Que no. Me parece que le gustás.
Pienso en que me gusta él y no esa chica.
- Mirá vos... -contesto.
Lo miro. Desde mi cabeza sobre sus piernas levanto la mirada y lo miro. Me mira y sonríe. Pienso en decirle que digamos que sí, que somos novios y entonces mato dos pájaros de un tiro, por un lado me evito al tortón patrio y por otro lado me acerco más a él, pero decido que no, que de ninguna manera voy a jugar así y que las cosas se dicen.
Obviamente no digo nada, claro.
Entra un profesor con bastón y capa. Es Tyron. Tyron Lannister es mi profesor de matemática. Nos levantamos para entrar al aula, Lile me ayuda a levantar, me muero de ganas de acercarme más, pero entiendo que él está tan confundido como yo y decido esperar a que el primer paso lo haga él.
Me despierto con la sensación de ir del brazo de Lile.

Juego de Tronos me está haciendo mal. Que se sepa.

Read more...

Quien quiera que seas


"Me importa mucho más verte vibrar así que descifrarte".

Read more...

sábado, septiembre 01, 2012

Repitiendo como...


Me encantan los loros. Estos, puntualmente, son loros cristianos (con poquísimas diferencias con algunos cristianos que conozco, por ejemplo mi familia). Visto en Alerta Religión.

Read more...

Why does it always rain on me


Canción lacrimógena de la semana con Travis.

Read more...

Música

Abel Pintos Adele Adriana Varela Aguilar Alanis Morissette Alejandro Filio Alexander Rybak Amanda Miguel Amy Winehouse Ana Belen Ana Carolina Ana Prada Andres Calamaro Ani DiFranco Anne Sofie von Otter Annie Lennox Arnel Pineda Bach BB King Beyonce Billy Taylor Bjork Brandi Carlile Bruno Mars Capital Children's Choir Carlos Varela Caro Emerald Cee Lo Green Celine Dion Celso Fonseca Chango Spasiuk Chiara Civello Concha Buika Cuarteto de Nos Cyndi Lauper Cziffra David Bowie Dick Hyman Die 12 Cellisten der Berliner Philharmoniker Eduardo Rovira Eilen Jewell Elliot Smith Elvis Costello Enrico Pieranunzi Enrique Iglesias Eugenia Leon Felix Mendelssohn Fernando e Sorocaba Fiona Apple Flores Francesca Ancarola Francisca Valenzuela Frank Sinatra Georgina Hassan Gillespi Glee Hillsong Horowitz Idina Menzel Indra Mantras Ingrid Michaelson Ismael Serrano Jacques Loussier Jane Monheit Jessie J. Jewel Jō Hisaishi Joan Manuel Serrat Joaquin Sabina John Mayer John Pizzarelli Jorge Drexler Jorge Fandermole Josh Groban Juan Carlos Baglietto Juan Quintero Julieta Venegas Kate Nash Keane Kelly Clarkson Kevin Johansen Lady Gaga Laura Simó Leonard Cohen Les Petits Chanteurs de Saint-Marc Ligia Piro Liliana Felipe Liliana Herrero Lily Allen Lisandro Aristimuño Lissie Los Vazquez Sound Lou Reed Lucie Silvas Luna Monti Madonna Marc Anthony Mariel Trimaglio Marisa Monte Mary J. Blige Matisyahu Melendi Melissa Etheridge Michael Jackson Miguel Bose Morcheeba Morelenbaum Morrissey Mstislav Rostropovich Nick Cave Nina Simone NTVG Olivia Ong Pablo Alboran Pablo Casals Paolo Fresu Paquita la del Barrio Paramore Pauline Croze Pedro Guerra Perota Chingo Phil Collins Pink PJ Harvey Prince Rachmaninoff Radiodervish Regina Spektor Ricardo Montaner Rodolfo Montironi Rosana Roxana Amed Rufus Wainwright Sanders Bohlke Sandra Mihanovich Sara Bareilles Selah Sue Sesame Street Shakira Silvio Rodriguez Siobhan Pettit Sixpence None The Richer Smash Mouth Sui Generis Sulic and Hauser Tan Bionica Tchaikovsky The Audreys The Beatles The Jolly Boys Travis U2 Valeria Lynch Vanesa Martin Violoncello Volodos Whitney Houston Wim Mertens Wisin y Yandel Zaz

Archivo

El principito -al azar-

Rayuela -al azar-

  © Blogger template AutumnFall by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP   

Real Time Analytics